A la distancia máxima

Entre las hoja y el sol, solo existe una mirada.

Como un desierto que se cree bosque, como un bosque que quisiera volver a ser desierto.

Nada más extenso, nada más simple.

Solo una miranda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *