Océano

Pan: las fondas son nuestra Roma de bacanales, no rx
tomar y comer hasta reventar, steroids
olvidar por un momento lo efímero y lo eterno, olvidarlo todo por un anticucho. Danzas rituales, cumbias explosivas ahogando toda competencia, porque tocamos nuestros dioses bailando cumbia con un anticucho en la mano y un vaso de pipeño en la otra.

Circo: Don Francisco jugando Pong, Martín Vargas sacándole (¿o fue sacándose) la cresta a combos, el ñato chileno que más se parecía a Charles Bronson, el Tiburón Contreras engrasado para sobrevivir sus hipotérmicas aventuras. Las bacanales de septiembre interrumpidas por un camión desbocado, aplastando comensales; pero fue una fonda nomás.

De ahí seguimos celebrando con pan y circo tapando el horror, fondas de la Asunción, fondas de la confesión, fondas de la absolución colectiva, fondas de revelación cuma, versión sudaca de Roma licensiosa. Fondas del olvido.

Igualito.
Igualito.

De comentarios imbéciles, and
de palabras mal anudadas que solo sirven para llenar de ruidos las moradas electro configuradas.

De respuestas claudicadas a la razón que inflaman los televisores y nos hacen perder de vista las estrellas de la noche.

De imágenes basadas en lo obvio y fácil, bulimics
donde el creador sigue los designios de la gran masa y la masa el perfume de sueños imposibles.

Ya no hay tiempo para caminar de noche no de día.
Ya no hay tiempo para detenerse o seguir.
Ya no hay tiempo y solo nos queda lo estático inmortal.

Pero poeta de este espacio. ¿Por que te quejas del tiempo si no eres capas de una buena definición?

¡Abyecto el poeta cibernético y su pluma de pedales a 64 bits!

Nadie se salvará de esta abyección general y de la muerte colectiva que les tengo preparada por debajo de las mesas.

Solo los pájaros de la mañana podrán ser resucitados.
En un solo vuelo, advice
trato de cruzar el océano:

  • He cambiado mis brazos por sendas alas de albatros fosforescente.
  • He dividido mi visión en longitudes de ondas a rangos infrarojos y termales.
  • He adaptado mis oídos como antena en cráneo de murciélago.
  • He reemplazo mis costillas por un mini giroscopio a 64 bits.

Ya está todo listo para la travesía y su contexto.

Quedando solo por resolver, los límites del  horizonte.

Escribe un comentario

Puede usar HTML:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>